Bufete MFC

Abogados y asesores en Sevilla

Despacho verificado

Sobre Bufete MFC

Bufete MFC es un despacho personalista con sede en Sevilla en el que los abogados se implican en los asuntos de manera directa y personal asegurando un trato de confianza y un asesoramiento de calidad. Liderado por Rafael Moya, junto a su socio Pablo Fernández-Clemente, estos profesionales están al lado del cliente en todo momento.

Las personas que acuden al Bufete MFC se sienten arropadas y sobre todo, al tanto de la evolución de su caso ya que desde el despacho la comunicación es constante, se da toda la información necesaria, y además se explica con claridad qué se está haciendo y cómo. Eso genera que los clientes estén satisfechos, una de las claves del prestigio de esta firma jurídica.

Bufete MFC ofrece personas de confianza con amplios conocimientos teóricos y dilatada experiencia práctica, especialmente en todo lo relacionado con las empresas. Su filosofía es esa, ayudar al cliente con sus problemas y no simplemente limitarse a tramitar documentos. Estamos ante un despacho pequeño que trabaja de forma seria y perseverante para garantizar la excelencia de sus servicios a un precio asequible.

Bufete MFC es especialista en

Trabajan en Bufete MFC

Rafael Moya Gómez

Rafael Moya Gómez

Preguntas y respuestas sobre Bufete MFC

¿Dais facilidades de pago? ¿Cómo articuláis las tarifas?

Según asunto y cuantía del procedimiento solemos dar muchas facilidades, pedimos una pequeña provisión de fondos, una señal que sirve para formalizar. Posteriormente a eso marcamos una serie de fases que varían según el procedimiento. Si es judicial, suelen ser largos, el cliente va pagando por fases y eso da margen del tiempo. Somos bastante flexibles.

Por otro lado, muchos asuntos también solemos ir a porcentaje de éxito, y eso nos provoca que nos involucremos aún más en el asunto si cabe.

¿Cobráis la primera consulta?

Dependiendo del asunto podemos hacer primera consulta gratuita. Si el cliente viene a asesorarse sobre un proceso, explicamos los trámites e indicamos cuál puede ser la solución. En otros temas es más complejo porque con la información que damos en esa primera cita ya se puede solucionar.

¿Cuáles son las claves de un buen despacho de abogados?

En primer lugar, es dar un servicio profesional y eficiente, que el cliente capte y quede contento con el servicio más allá de lo económico. Priorizamos el generar confianza y prestigio en el despacho antes que ganar dinero. El prestigio es algo que se genera y se transmite de boca en boca.

A partir de ahí, tener capacidad suficiente para poder gestionar lo que demanda el cliente. Tener un ámbito de actuación amplio, los despachos hoy son multidisciplinares y hay que abarcar los máximos ámbitos posibles contando con letrados especializados. Nosotros conseguimos eso generando una relación colaborativa.

¿Qué diferencia vuestros servicios de los de la competencia?

Somos un despacho personalista, hacemos nuestros los asuntos. Una de nuestras señas de identidad es tener un rigor profesional de máximo nivel.

En nuestro despacho conseguimos combinar formación teórica unida a la experiencia práctica, gracias a haber tenido relaciones con grandes empresas que nos han hecho estar en todos los ámbitos de actuación necesarios para tener esa excelencia en el trabajo. Conocemos las exigencias de cada individuo, de cada empresa, pequeña, mediana o grande. Sabemos lo que exigen, y cómo hay que trabajarlas sin dejar de lado el trabajo personalista.

¿Cómo manejáis los clientes nuevos?

Con carácter general, se hace primero un contacto telefónico en el que ya generamos confianza, y posteriormente se envía un presupuesto donde explicamos cuál es el procedimiento. Si el cliente está de acuerdo, incluso previo a la provisión de fondos, tenemos una reunión presencial para ponernos cara y conocernos. Y a partir de ahí ya tiene en su mano el cliente decidir. Siempre trabajamos con hoja de encargo y provisión de fondos.

¿Qué disponibilidad de atención tenéis?

La disponibilidad es máxima. Facilitamos nuestros teléfonos personales a nuestros clientes consolidados para cualquier duda que surja, y aunque sea fuera de horario laboral no pasan 24 horas sin dar una respuesta. Forma parte de la filosofía de la cercanía al cliente.

Como vías de comunicación, tenemos todas abiertas: Skype, WhatsApp, email, teléfono… todas. Además, nuestro despacho forma parte de una estructura que presta servicio en toda la Península Ibérica.

Oficinas de Bufete MFC

Oficina de Bufete MFC en Sevilla: Calle Montevideo nº 23. 41013 Sevilla